Rodapiés: Te explicamos cómo se instalan ¡Es súper fácil!

Rodapiés: Te explicamos cómo se instalan

instalación de rodapie en suelos lamiandos

 Una de las dudas más comunes a la hora de cambiar los suelos, es referente a la instalación de los rodapiés. Aquí te explicamos cómo colocarlos.   

   Los rodapiés o zócalos son tablas horizontales que se colocan en la parte inferior de la pared, y vienen en diferentes grosores y diseños para que puedan combinarse a juego con el pavimento o con las puertas, según cada caso. Éstos, además de cumplir una función estética, permiten que las tarimas flotantes tengan un espacio de dilatación que les permita adaptarse a los cambios de temperatura; y además, protegen las paredes de los golpes que podemos darles al limpiar con la escoba, la mopa o el aspirador. Pero, ¿cómo se instalan? A continuación os lo explicamos.

    En términos generales, la instalación de los rodapiés es bastante fácil y sencilla. La única complicación que presentan es el corte a inglete para realizar los remates de las esquinas, puesto que necesitaremos una ingletadora -máquina especial para este tipo de corte-. Una vez que tengamos todas las herramientas y el material que necesitamos, empezaremos por colocar el subsuelo. A continuación, comenzaremos la instalación de la tarima, dejando un espacio de +/- 12 mm entre la pared y ésta. Ese será el espacio de dilatación perimetral. Para ello, emplearemos unas cuñas (piezas negras que se ven en la imagen entre la pared y el suelo). 

 instalación de rodapiés en tarimas flotantes
   Una vez instalada toda la tarima, se quitan las cuñas y se ponen los zócalos o rodapiés, que taparán el espacio de dilatación que hemos dejado previamente. Por las irregularidades de las paredes y para que queden bien sujetos, nuestra recomendación es que los clavéis a las paredes. Si quedasen huecos, podéis sellarlos con silicona y, por último, podéis cubrir las cabezas de los clavos con pintura o masilla, aunque no se suelen apreciar.

instalación de rodapiés en tarimas flotantes

Tipos de rodapiés: Blancos o a juego con el suelo

   En referencia a los distintos estilos de rodapiés, éstos pueden ir a juego con el suelo o con las puertas. La tendencia actual es ponerlos blancos, ya que las puertas de las casas suelen ser de este color, y dan un acabado más moderno. Sin embargo, si queréis que sean como el suelo, a menos que elijáis una tarima Quick·Step que tiene accesorios exactamente iguales a cada una de las referencias de su catálogo, tendréis que buscar uno genérico que sea lo más parecido al modelo que hayáis elegido.

Sin comentarios

Comentarios

Tu dirección de email no será publicada.